El proyecto Gato negro nació a raíz de un gatito llamado Imogen. Casey Christopher lo adoptó de un refugio de Los Ángeles. Quedó tan encantada que decidió hacerse voluntaria del refugio. Fue entonces cuando se dio cuenta de que la cantidad de gatos negros adoptados era muy inferior a la de los otros gatos. Seguramente debido a la creencia de que los gatos negros traen mala suerte. Casey, que es fotógrafa, decidió fotografiar a gatos negros que le parecían adorables. Su idea era mostrar su belleza y su encanto para contrarrestar la creencia de la mala suerte asociada a su color.

Con esta serie de fotos, trató de mostrar su lado más bello con la idea de que la gente piense menos en la mala suerte y más en su belleza.

Según Casey hay muchos gatos negros disponibles en el refugio con el que colabora y quería hacer algo para promover su adopción. Es muy triste ver como los otros gatos son elegidos con más frecuentes y los negros se quedan en el refugio sin un hogar para siempre. Así que otro de los motivos que impulsó a Casey a hacer este proyecto fotográfico fue el de promover el voluntariado en el refugio, animando a otras personas demostrando que es muy divertido jugar con los gatos.

gato negro

Desde Mi Perro Es Único queremos agradecer a esta fotógrafa su afán de protección y su interés por impulsar la adopción de los gatos negros. Todo un ejemplo para tener de referencia.

black cat

 

little black cat

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: Miperroesunico.com